Han pasado 15 años de que la hermana de Ana Bárbara falleciera, pero su padre, Don Antero Ugalde, asegura que el espíritu de Marisa sigue en su rancho. 112 more words